RSS

PAPUSHKAS: Infancia, exilio y muerte en la Badabadoc

18 maig

No os sorprenda que me dirija a vosotros en castellano, pues el espectáculo del que os voy a hablar viene de Buenos Aires, de la  Avenida Corrientes, de la mano de los teatristas Melisa Freund y Julio Marticorena.

Papushkas, mi propio kadish, vive unos días en la Sala Badabadoc.

En palabras de la autora o de la protagonista, que tanto da, “Kadish es un rezo de la religión judía, que es una plegaria a los muertos, una plegaria que debe de hacer el hijo varón, y por ello, Melisa no tiene otro remedio que utilizar el teatro para realizar su particular Kadish al papá fallecido el 2017”.

Papushkas es una obra de teatro dentro de la misma obra, la autora propone el proyecto a un actor, amigo de su padre, que de hecho ya le dio vida en un texto anterior titulado “Infancia y Exilio”. Su sencillez es su fuerza, como no puede ser de otra forma. Eso son los rezos, palabras sencillas que pretenden lo máximo, como seguro pretende la autora, que tira de sus mejores vocablos, en honor a quien le dio vida y profesión. Padre autor y actor, hija autora, actora, directora… un todo en uno que demuestra una capacidad dramática digna de todo elogio. El espectáculo vuela ante el público, a quien se avisa que abandone la sala si es demasiado impresionable, en un truco mágico que pretende captar, más si cabe, la atención del respetable. Un drama que te puede permitir una sonrisa en un momento dado, un pequeño respiro al público.

Como buen espectáculo, Papushkas tiene momentos cumbre, uno de ellos al inicio, cuando la protagonista nos relata “el dia más triste del mundo fue…” o cuando debemos lidiar con la información de la subida al poder de Hitler, cuando nos hablan de los SS o de los campos de exterminio. La humanidad está traumatizada por el holocausto, y la respuesta sentimental a cualquier alusión al respecto, se acompañará siempre de un escalofrío.

Julio Marticorena es niño, adulto y mayor.  Grande el momento que juega con un auto de juguete mientras relata la visita de un SS aquella misma tarde. No hacia falta traer a Alterio, Julio era la mejor elección.

Espectáculo muy recomendable, no lo duden, pero si me aceptan un consejo, justo acabar el aplauso deben acudir con urgencia a tomar una cerveza con papas, mientras comentan lo que han vivido.

Que bueno que vinieron a Barcelona. Gracias amigos.

 

 
Deixa un comentari

Publicat per a 18 Mai 2019 in 1. Crítiques

 

Etiquetes: , , , ,

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s

 
%d bloggers like this: